Connect with us

ACTUALIDAD

Platja de Palma no se rinde y mantendrá sus hoteles abiertos hasta final de temporada

Turisme sanciona a un hotel de la Platja de Palma por sobreocupación

El sector cifra momentáneamente en unos diez millones de euros las pérdidas generadas por la quiebra de Thomas Cook en este destino turístico

Los hoteleros de Platja de Palma contemplan con preocupación la evolución de los acontecimientos en torno a la crisis generada por la quiebra del mayorista británico Thomas Cook. Hoy, la presidenta de la asociación del sector en esta zona turística, Isabel Vidal, ha cifrado en unos diez millones de euros las pérdidas que la caída de Thomas Cook provocará entre los negocios de alojamiento de Platja de Palma, si bien ha descartado que los hoteleros estén planteándose, de momento, la posibilidad de adelantar algunas semanas el final de la temporada y cerrar los establecimientos.

Representantes de la Asociación de Hoteleros de Platja de Palma

Los hoteleros de Platja de Palma contemplan con preocupación la evolución de los acontecimientos en torno a la crisis generada por la quiebra del mayorista británico Thomas Cook. Hoy, la presidenta de la asociación del sector en esta zona turística, Isabel Vidal, ha cifrado en unos diez millones de euros las pérdidas.

De hecho, según ha manifestado Vidal a diversos medios de comunicación, Platja de Palma es “un destino fuerte y muy consolidado“, y aunque ha reconocido que la coyuntura es “particularmente dura”, ha señalado que “se harán todos los esfuerzos posibles para aguantar el golpe”.

Reunión de Negueruela con organizaciones sindicales y patronales

Entretanto, el conseller de Turismo, Iago Negueruela, se ha reunido con representantes de las organizaciones sindicales y patronales con el objetivo de valorar la situación creada a nivel económico y laboral por la quiebra de Thomas Cook.

El grupo británico ya ha presentado la documentación para llevar a cabo el correspondiente concurso de acreedores, pero los agentes sociales temen que deberá transcurrir un largo período de tiempo antes de que se ponga en marcha el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que tendrá que determinar cuántos puestos de trabajo radicados en Balears se perderán a consecuencia de la caída del grupo británico. Thomas Cook mantenía con contrato en vigor en las islas, en el momento en que anunció su quiebra, a un total de 650 profesionales, pero los sindicatos sospechan que el cierre tendrá efectos colaterales que podrían afectar a unas dos mil personas. En cualquier caso, una vez que, como ya se ha dicho, Thomas Cook ha presentado el concurso de acreedores, sus empleados podrán tramitar de inmediato la asignación del subsidio de desempleo.

La ministra de Turismo pide el auxilio de la Unión Europea

Otra de las noticias que ha deparado la actualidad informativa de las últimas horas en torno al crack económico del mayorista de Reino Unido es la reunión que ha mantenido la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, con la comisaria europea de Ocupación, Marianny Thyssen, a quien Maroto le ha reclamado que active las ayudas del Fondo Europeo contra la Globalización para aliviar el impacto de las pérdidas de plazas laborales a consecuencia del cese de las actividades de Thomas Cook.

El presidente del Consell de Eivissa apela a la unidad de todas las instituciones

Igualmente, en Eivissa, la directora general de Turismo, Rosana Morillo, y el director adjunto de AETIB, Vicent Torres, se han reunido esta mañana con el presidente insular, Vicent Marí, así como con representantes de la Federación Hotelera de Eivissa y Formentera y alcaldes de la isla para analizar el panorama económico y laboral al que se enfrenta el sector turístico en las Pitiusas tras la desaparición del mayorista.

Reunión en Eivissa sobre la crisis de Thomas Cook

Durante la reunión, Morillo ha destacado la coordinación que se ha establecido entre las consellerias de Turismo y de Movilidad y Vivienda, así como con los gobiernos de España y Reino Unido y con el organismo estatal Aena, en este último caso para agilizar la repatriación de turistas a sus respectivos países.

En el caso de Eivissa, cuando se produjo la funesta noticia se encontraban en la isla unos cinco mil turistas que habían contratado los servicios de Thomas Cook. De este contingente, unos 3.000 eran británicos, y, por tanto, desde el primer momento fueron incluidos en el plan de repatriación. A lo largo de toda esta semana han regresado ya a sus países 1.268 viajeros y estaba previsto que hoy viernes partiera otro vuelo desde Eivissa hacia Reino Unido con otros 193 pasajeros.

Por su parte, el presidente del Consell de Eivissa, Vicent Marí, ha asegurado que en este momento la prioridad es que las administraciones “trabajemos juntas, que no haya fisuras, y que exista una planificación conjunta entre todos, porque el sector turístico se merece que desde las instituciones estemos a su lado”.

Haz clic para seguir leyendo
Publicidad
Comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *