Connect with us

ECONOMÍA

Los comerciantes de Mallorca dan la voz de alarma: sucesión de rebajas y mala temporada turística

Representantes de Afedeco

La patronal del pequeño y mediano comercio Afedeco ha realizado una encuesta entre 200 negocios de la isla en la que se refleja la preocupación ante un futuro incierto

El presidente de Afedeco. Toni Gayà,, ha presentado una encuesta realizada entre 200 comercios de Mallorca sobre el volumen de ventas durante la temporada turística de 2019. En la rueda de prensa ha estado acompañado por Antonio Vilella, gerente de la entidad patronal.

Los datos de estudio contradicen a los que publicó la semana pasada el Instituto Nacional de Estadística, en los que se aseguraba que las ventas del pequeño comercio minorista se habían incrementado en Balears un 4 por ciento.

En palabras de Gayà, la cuestión “no es que esta información sea errónea, sino que la medición que se realiza no se corresponde con la situación que verdaderamente acontece, ya que mezcla diferentes sectores que no tienen nada que ver y distorsionan la realidad”.

El problema que el presidente de Afedeco ha puesto sobre la mesa es que cuando se realizan encuestas u otro tipo de mediciones no se sectoriza, sino que se mete en el mismo análisis sectores tan dispares como la venta de combustible, que incrementa notablemente su actividad en verano a causa de la actividad turística, las grandes superficies comerciales, los mayoristas o la venta de tabaco. A juicio de Gayà, estas variables “no reflejan realmente la evolución del mercado minorista que, según nuestros estudios, ha sido peor que el año pasado”.

Con el Black Friday a las puertas

Un dato destacable en el análisis es que la mayoría de los encuestados, un 80% en el sector textil y confección, opina que el verdadero problema que justifica estos malos resultados es la sucesión de períodos de rebajas. El máximo responsable de la organización patronal ha señalado, en este sentido, que hasta la entidad “llegan muchas quejas. y la sensación es que en 2019 hemos estado en rebajas de manera permanente. A ello hay que añadir la circunstancia de que no ha hecho frío, por lo que las prendas de abrigo no se han vendido, y ahora, en pocas semanas. tendremos los descuentos especiales del Black Friday. Todo ello perjudica notablemente al sector”.

La encuesta, realizada a 200 comercios de Mallorca, desvela que un 72% de los establecimientos encuestados opina que los datos oficiales sobre las ventas comerciales no tienen nada que ver con sus transacciones reales. Un 60% considera que los meses más flojos de la temporada turística han sido los de julio y agosto, y un 55% valora que el principio de la temporada turística, los meses de marzo y abril, fueron los más productivos y los que ofrecieron mejores expectativas.

Mala prensa del turismo

Al mismo tiempo, un 80% de los minoristas consultados estima que se está hablando mucho y mal del turismo, a pesar de tratarse de la principal actividad económica en Balears. A su vez, un 60% afirma que la masificación que se produce en el centro de Palma no es mayor a la épocas anteriores, cuando los residentes de la part forana bajaban a la capital para realizar sus compras.

En este sentido, un 70% de los encuestados no comprende que se hable de limitar el turismo de cruceros en lugar de buscar soluciones dirigidas a la ordenación de la oferta turística. Paralelamente, un 62% opina que existe poca presencia policial, y un 50% se queja de la limpieza y de la imagen que proporciona la ciudad a los turistas.

Ralentización de la economía

Otros datos de interés arrojados por la encuesta es que un 40% de los comercios consultados achaca la crisis a la falta de regulación de las rebajas y a los continuos descuentos y promociones que, a su juicio, desorientan a los clientes. Respecto a la próxima temporada turística, un 80% siente temor ante sus posibles resultados a causa de la recuperación de otros destinos vacacionales, la ralentización de la economía, el aumento progresivo de la venta on line, el brexit, la caída de Thomas Cook, la inestabilidad política, la falta de inversiones y la construcción de  nuevas infraestructuras.

Por otra parte, un 66% considera que la accesibilidad al centro de Palma y el entorno de los centros urbanos es deficiente por la mala conexión entre las entradas a la ciudad y las zonas más céntricas. Un 40 % considera que la venta ambulante ilegal repercute en los negocios, y un 60% en la imagen turística que se ofrece.

Frente a los resultados de esta encuesta, el presidente de Afedeco, Toni Gayà, ha insistido, una vez más, en la necesidad de que las instituciones agilicen la creación del Observatorio Balear de Comercio para tener la oportunidad de analizar y evaluar de manera detallada la situación del sector.

Haz clic para seguir leyendo
Publicidad
Comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *