https://web.conselldemallorca.cat/ca/totes-les-noticies/-/asset_publisher/bqOupoVYvgPA/content/mallorca-el-millor-regal-per-a-aquestes-fest-1/559414?_com_liferay_asset_publisher_web_portlet_AssetPublisherPortlet_INSTANCE_bqOupoVYvgPA_redirect=https%3A%2F%2Fweb.conselldemallorca.cat%2Fca%2Ftotes-les-noticies%3Fp_p_id%3Dcom_liferay_asset_publisher_web_portlet_AssetPublisherPortlet_INSTANCE_bqOupoVYvgPA%26p_p_lifecycle%3D0%26p_p_state%3Dnormal%26p_p_mode%3Dview%26_com_liferay_asset_publisher_web_portlet_AssetPublisherPortlet_INSTANCE_bqOupoVYvgPA_cur%3D1%26_com_liferay_asset_publisher_web_portlet_AssetPublisherPortlet_INSTANCE_bqOupoVYvgPA_delta%3D21%26p_r_p_resetCur%3Dfalse%26_com_liferay_asset_publisher_web_portlet_AssetPublisherPortlet_INSTANCE_bqOupoVYvgPA_assetEntryId%3D853880
La Yenka del Tribunal Supremo
OPINIÓN

La Yenka del Tribunal Supremo

La acusación de que el Tribunal Supremo está a las órdenes de los mercados ha sido inmediata.

Que conste que para mí los mercados son mucho más serios, fiables y sensatos que un gobierno tipo Pedro Sánchez, pongamos por caso. En ocasiones son más histéricos, es verdad. Y no tienen sentimientos (los Gobiernos normalmente tampoco. Tienen periódicamente elecciones, que es otra cosa)

Todo eso viene a cuento de la Yenka del Supremo con los gastos e impuestos que la banca ha de devolver o no a los particulares.

La Sala Primera del Tribunal Supremo había adoptado una solución salomónica consistente en obligar a los bancos a devolver a los consumidores determinados gastos de escritura pero no el Impuesto de Actos Jurídicos Documentados de la operación.

Diga lo que diga el Pleno, no hay que perder de vista que el Tribunal Supremo ha dejado de ser supremo. Ahora tiene por encima a los Tribunales Europeos. Cualquier Juez puede elevar una consulta al TJUE y la cuestión puede dar otro vuelco

Con esa Jurisprudencia veníamos funcionando cuando la semana pasada la Sala Tercera, de lo Contencioso-Administrativo, dictó Sentencia declarando nulo el reglamento en que se basaba la banca para que el AJD lo pagara el prestatario, lo que abría importantes expectativas a la vez que interrogantes.

Los abogados empezamos a hacernos sesudas preguntas: ¿Reclamamos a Hacienda, que es la que recibió el dinero del consumidor o al banco, que impuso la cláusula permitida por el reglamento anulado? ¿Y si han pasado los cuatro años para reclamar a la AEAT? ¿Y si el consumidor ya tiene una Sentencia y sólo había reclamado gastos? ¿El nuevo criterio del Supremo, tiene efectos ex tunc o ex nunc, para hipotecas anteriores o solo a partir de las nuevas? ¿Y si la demanda está en trámite reclamando solo gastos?…

No tuvimos tiempo para discutir excesivamente sobre el sexo de la Sentencia del Supremo porque el Presidente del Alto Tribunal, después del hundimiento de los bancos en bolsa, en cuestión de horas optó por convocar al Pleno para rectificar, presumiblemente, el criterio de la Sala.

El daño al prestigio del Tribunal ya está hecho. Lo que cuesta ganar prestigio y qué fácil es perderlo. El Tribunal Constitucional nunca se ha repuesto de su Sentencia sobre la expropiación de RUMASA por Decreto Ley…

El daño al prestigio del Tribunal ya está hecho. Lo que cuesta ganar prestigio y qué fácil es perderlo. El Tribunal Constitucional nunca se ha repuesto de su Sentencia sobre la expropiación de RUMASA por Decreto Ley, cuando el Presidente primero forzó el empate para, acto seguido, volver a votar y desempatar aprobando una Sentencia de contenido harto discutible, fruto de la presión política.

No sé si el Supremo se recuperará de ésta. La gente de la calle está convencida para siempre de que trasladarles el pago del impuesto era algo ilegal; de que una Sala del Supremo así lo declaró porque era obviamente ilegal; y de que el Supremo se ha plegado vergonzosamente a presiones que nada tienen que ver con la recta aplicación de la ley.

Ahí se impone una reflexión: Lo hubiéramos pagado nosotros. Con menos créditos, con créditos más caros o quizás con algún nuevo rescate.

Por lo demás, diga lo que diga el Pleno, no hay que perder de vista que el Tribunal Supremo ha dejado de ser supremo. Ahora tiene por encima a los Tribunales Europeos. Cualquier Juez puede elevar una consulta al TJUE y la cuestión puede dar otro vuelco.

¿Es mejor que nuestros derechos se ventilen en Europa? En algunos casos sí pero no me atrevería para nada a generalizar. Aquí sabemos lo que funciona mal. En Europa ni siquiera sabemos qué instituciones deciden las cuestiones que nos afectan ni quién las controla.

Carlos M. Florit
www.florit-abogados.com

26 octubre, 2018

Deja un comentario